Prevención y Detección > Mantenga una buena salud > Una dieta saludable con énfasis en los alimentos de origen vegetal

Coma sanamente con un énfasis en los alimentos de origen vegetal

Consuma alimentos y bebidas en cantidades que le ayuden a lograr y a mantener un peso saludable.

• Lea las etiquetas nutricionales de los alimentos para estar más consciente de las calorías y el tamaño de las porciones. Tenga en cuenta que "bajo en grasa" y "sin grasa" no significa "bajo en calorías" necesariamente.

• Consuma porciones más pequeñas de los alimentos de alto contenido calórico.

• Escoja verduras, frutas y otros alimentos bajos en calorías en lugar de los alimentos con un alto contenido calórico como las papas a la francesa, papas fritas, helados, pastelillos y dulces, entre otros.

• Limite su consumo de bebidas endulzadas con azúcar, como las bebidas gaseosas azucaradas, las bebidas energéticas y las bebidas con saborizantes de frutas.

• Cuando coma fuera de casa, tenga particular cuidado de optar por alimentos con un bajo contenido de calorías, grasa y azúcar agregada, y también evite las porciones grandes.

Limite su consumo de carnes rojas o procesadas (embutidos).

• Limite su consumo de carnes procesadas como tocino, fiambres, salchichas o perros calientes.

• Opte por pescado, aves o habas en lugar de las carnes rojas (res, cerdo y cordero).

• Al comer carne roja, escoja cortes sin grasa y coma porciones más pequeñas.

• Prepare las carnes, aves y pescado cocinando al horno, a la plancha, con agua hirviente o use otros métodos de cocción en lugar de freír o asar al carbón.

Consuma por lo menos una cantidad equivalente a 2½ de frutas y verduras al día.

• Incluya frutas y verduras en cada comida, y opte por éstas al comer bocadillos y meriendas.

• Procure comer una variedad de frutas y verduras cada día.

• Enfatice en las frutas y verduras enteras; si bebe jugos, asegúrese que sean de frutas o verduras al 100% (sin azúcar agregada, ni saborizantes).

• Limite la cantidad de salsas cremosas, aderezos sobre las frutas y verduras.

Elija productos de granos enteros (integrales), en vez de productos de granos refinados.

• Escoja los panes, pastas y cereales de granos enteros o integrales (como los hechos con base de cebada y avena) en lugar de los panes, cereales y pastas hechos de granos refinados; asimismo, consuma arroz integral en vez de arroz blanco.

• Limite su consumo de alimentos con carbohidratos refinados, incluyendo repostería, dulces y cereales azucarados entre otros alimentos con un alto contenido de azúcar.

Los estudios que reportan que un mayor consumo de frutas y verduras reduce el riesgo de cáncer han incitado a los investigadores a tratar de determinar cuáles nutrientes en específico son los responsables de tal efecto. Pero muchos estudios no han determinado que los complementos que contienen ciertos nutrientes (como los suplementos vitamínicos) reduzcan el riesgo de cáncer, e incluso hay algunos que sugieren que puede que sean perjudiciales. Esto es complicado debido a que los investigadores deben tratar de escoger la mejor manera de administrar un complemento, incluyendo la dosis precisa, el perfil adecuado de la persona a quien se prescribe y el tiempo que lo tomará, lo cual no siempre se sabe.

Los estudios sobre complementos nutricionales (suplementos) para reducir el riesgo de cáncer no han sido del todo desalentadores, pero en su mayor parte, la investigación no respalda su uso con el objetivo de reducir el riesgo de cáncer.

Probablemente los alimentos y nutrientes tienen pequeños efectos sobre la salud que se acumulan al ser consumidos en conjunto, y puede que interactúen en formas complejas que no se han comprendido bien. La mejor recomendación en este momento es comer alimentos enteros como parte de una dieta balanceada de acuerdo a como se indica, con un énfasis especial en controlar el consumo calórico para ayudar a lograr y mantener un peso saludable

Fuente: Sociedad Americana Contra el Cáncer http://www.cancer.org/espanol/salud/guiasparaunavidasaludable/nutricion/guias-de-la-sociedad-americana-contra-el-cancer-sobre-nutricion-y-actividad-fisica-para-la-prevencion-del-cancer-guidelines

Fecha de Actualización: 20/Junio/2014


Califica este contenido
¿Te pareció útil este contenido?

Testimonio

María del Carmen Vargas
Gracias
Tengo 2 años que me detectaron cáncer de seno con un tumor de 11 cm. todo mi tratamiento lo pase prácticamente sola... Leer más

Noticias

Tratamiento oportuno para reflujo reduce riesgo de cáncer esofágico
"Las complicaciones al no tratar este problema se deben a que el esófago tiene una mucosa que no está capacitada para soportar el ácido estomacal, cuando hay presencia constante de ácido en el esófago hay pérdida de tejido y puede darse lesiones de tipo canceroso". Leer más

¿Sabías que?

Algunos cambios en el estilo de vida pueden disminuir los efectos secundarios; reducir el riesgo de cánceres secundarios y mejorar la tolerancia a los tratamientos y otros aspectos relacionados con la calidad de vida.