Tipos de Cáncer > Sarcoma de tejidos blandos > Tratamiento: Radioterapia

Rad ioterapia para los sarcomas de tejidos blandos

La radioterapia utiliza rayos de alta energía (por ejemplo, rayos X) o partículas para destruir las células cancerosas.

En la mayoría de los casos, la radiación se administra como una medida adicional después de la cirugía. A esto se le llama tratamiento adyuvante, y se emplea para destruir cualquier célula cancerosa que pudiera quedar después de la cirugía.

La radiación también se puede usar antes de la cirugía para reducir el tamaño del tumor y facilitar la operación. A esto se le llama tratamiento neoadyuvante.

En personas con un estado de salud general muy desfavorable como para someterse a cirugía, la radiación puede ser el tratamiento principal para el sarcoma.

La radioterapia también se puede usar para ayudar con síntomas del sarcoma cuando éste se ha propagado, lo que se conoce como tratamiento paliativo.

Tipos de radioterapia

Rad ioterapia de rayos externos: Para este tratamiento, la radiación que se suministra desde afuera del cuerpo es enfocada sobre el cáncer. Éste es el tipo de radioterapia que se usa con más frecuencia para tratar los sarcomas. A menudo, los tratamientos se administran diariamente, 5 días a la semana, usualmente por varias semanas. Se pueden emplear nuevas formas de radioterapia de rayos externos que pueden reducir el impacto de la radiación en el tejido sano, tal como:

  • Rad ioterapia de intensidad modulada
  • Rad iación con rayos de protones.

Braquiterapia : La braquiterapia (algunas veces llamada radioterapia interna) es un tratamiento para colocar pequeñas partículas (o semillas) de material radioactivo en o cerca del cáncer. Para el sarcoma de tejidos blandos, estas partículas se colocan en catéteres (tubos muy delgados) que fueron colocados durante la cirugía. En la braquiterapia en dosis altas, las partículas emiten mucha radiación en poco tiempo, y por lo tanto permanecen sólo por algunos minutos a la vez. Por otro lado, en la braquiterapia en dosis bajas, las partículas se dejan en el lugar por días a la vez, y luego se remueven.

La braquiterapia puede ser la única forma de radioterapia usada o puede ser combinada con radiación externa.

Efectos secundarios de la radioterapia

Los efectos secundarios de la radioterapia dependen del área tratada y la dosis administrada. Los efectos secundarios incluyen problemas leves en la piel y cansancio. A menudo éstos desaparecen después de un corto periodo de tiempo. Si se administra antes de la cirugía, la radiación puede causar problemas con la cicatrización de la herida. La radiación administrada al abdomen puede causar náusea, vómito y diarrea, mientras que la radiación al tórax puede ocasionar dolor con inflamación y daño pulmonar, lo que causa problemas respiratorios. La radiación en áreas grandes de un brazo o una pierna puede ocasionar inflamación, dolor y debilidad. A veces el hueso que ha sido tratado con radiación se debilita, y puede fracturarse años después del tratamiento. Los efectos secundarios de la radioterapia al cerebro por un sarcoma metastásico incluyen pérdida de cabello, dolores de cabeza y dificultad para pensar.

Fuente: Sociedad Americana del Cáncer http://www.cancer.org/espanol/cancer/sarcoma-cancerdetejidosblandosen/guiadetallada/sarcoma-cancer-de-tejidos-blandos-en-adultos-treating-radiation-therapy

Fecha de actualización: 15/Noviembre/2013

Tipos de Cáncer > Sarcoma de tejidos blandos > Tratamiento: Radioterapia

Tipos de Cáncer > Sarcoma de tejidos blandos > Tratamiento: Radioterapia

Rad ioterapia para los sarcomas de tejidos blandos

La radioterapia utiliza rayos de alta energía (por ejemplo, rayos X) o partículas para destruir las células cancerosas.

En la mayoría de los casos, la radiación se administra como una medida adicional después de la cirugía. A esto se le llama tratamiento adyuvante, y se emplea para destruir cualquier célula cancerosa que pudiera quedar después de la cirugía.

La radiación también se puede usar antes de la cirugía para reducir el tamaño del tumor y facilitar la operación. A esto se le llama tratamiento neoadyuvante.

En personas con un estado de salud general muy desfavorable como para someterse a cirugía, la radiación puede ser el tratamiento principal para el sarcoma.

La radioterapia también se puede usar para ayudar con síntomas del sarcoma cuando éste se ha propagado, lo que se conoce como tratamiento paliativo.

Tipos de radioterapia

Rad ioterapia de rayos externos: Para este tratamiento, la radiación que se suministra desde afuera del cuerpo es enfocada sobre el cáncer. Éste es el tipo de radioterapia que se usa con más frecuencia para tratar los sarcomas. A menudo, los tratamientos se administran diariamente, 5 días a la semana, usualmente por varias semanas. Se pueden emplear nuevas formas de radioterapia de rayos externos que pueden reducir el impacto de la radiación en el tejido sano, tal como:

  • Rad ioterapia de intensidad modulada
  • Rad iación con rayos de protones.

Braquiterapia : La braquiterapia (algunas veces llamada radioterapia interna) es un tratamiento para colocar pequeñas partículas (o semillas) de material radioactivo en o cerca del cáncer. Para el sarcoma de tejidos blandos, estas partículas se colocan en catéteres (tubos muy delgados) que fueron colocados durante la cirugía. En la braquiterapia en dosis altas, las partículas emiten mucha radiación en poco tiempo, y por lo tanto permanecen sólo por algunos minutos a la vez. Por otro lado, en la braquiterapia en dosis bajas, las partículas se dejan en el lugar por días a la vez, y luego se remueven.

La braquiterapia puede ser la única forma de radioterapia usada o puede ser combinada con radiación externa.

Efectos secundarios de la radioterapia

Los efectos secundarios de la radioterapia dependen del área tratada y la dosis administrada. Los efectos secundarios incluyen problemas leves en la piel y cansancio. A menudo éstos desaparecen después de un corto periodo de tiempo. Si se administra antes de la cirugía, la radiación puede causar problemas con la cicatrización de la herida. La radiación administrada al abdomen puede causar náusea, vómito y diarrea, mientras que la radiación al tórax puede ocasionar dolor con inflamación y daño pulmonar, lo que causa problemas respiratorios. La radiación en áreas grandes de un brazo o una pierna puede ocasionar inflamación, dolor y debilidad. A veces el hueso que ha sido tratado con radiación se debilita, y puede fracturarse años después del tratamiento. Los efectos secundarios de la radioterapia al cerebro por un sarcoma metastásico incluyen pérdida de cabello, dolores de cabeza y dificultad para pensar.

Fuente: Sociedad Americana del Cáncer http://www.cancer.org/espanol/cancer/sarcoma-cancerdetejidosblandosen/guiadetallada/sarcoma-cancer-de-tejidos-blandos-en-adultos-treating-radiation-therapy

Fecha de actualización: 15/Noviembre/2013

Califica este contenido
¿Te pareció útil este contenido?

Testimonio

Andrés Medina Ortíz
Tengo 9 años con enfermedades...
Todas las enfermedades me han enseñado algo... pero el cáncer me hizo más humano y más humilde. Leer más

Noticias

Tratamiento oportuno para reflujo reduce riesgo de cáncer esofágico
"Las complicaciones al no tratar este problema se deben a que el esófago tiene una mucosa que no está capacitada para soportar el ácido estomacal, cuando hay presencia constante de ácido en el esófago hay pérdida de tejido y puede darse lesiones de tipo canceroso". Leer más

¿Sabías que?

Un estilo de vida saludable previene las recaídas y mejora las posibilidades de curación después del tratamiento.