Tipos de Cáncer > Cáncer de Esófago > Signos y síntomas

En la mayoría de los casos, los cánceres de esófago se descubren debido a los síntomas que causan. El diagnóstico en personas que no presentan ninguno de éstos, ocurre raras veces y generalmente es accidental (debido a pruebas que se hacen para otros problemas médicos). Desafortunadamente, la mayoría de los tipos de este padecimiento no causa síntomas sino hasta que han alcanzado una etapa avanzada, cuando son más difíciles de tratar.

Problemas de deglución (tragar alimento)

El síntoma más común de cáncer de esófago es dificultad al tragar con la sensación de que los alimentos se atascan en la garganta o el pecho. El término médico de esta afección es disfagia. A menudo, este problema es leve cuando se presenta, pero empeora con el transcurso del tiempo a medida que la abertura dentro del esófago se torna más estrecha. La disfagia es comúnmente un síntoma tardío causado por un tumor de gran tamaño.

Cuando se dificulta tragar, frecuentemente las personas cambian su dieta y sus hábitos de alimentación sin darse cuenta. Comen bocados más pequeños y mastican su comida más cuidadosa y lentamente. Conforme la enfermedad se extiende, el problema empeora. Entonces, las personas pueden empezar a comer alimentos más blandos que pueden pasar más fácilmente por el esófago. Puede que eviten el pan y la carne, ya que estos alimentos por lo general se atascan en la garganta. La dificultad al tragar puede incluso empeorar tanto que algunas personas dejan de comer alimentos sólidos y cambian a una dieta líquida. Si el la enfermedad sigue avanzando, eventualmente ni siquiera los líquidos pasarán por el esófago.

Para ayudar a que los alimentos pasen por el esófago, el cuerpo produce más saliva. Esto causa que algunas personas se quejen de producir mucha mucosidad o saliva espesa.

Dolor en el pecho

Algunas veces, las personas se quejan de dolor o malestar en la parte media del pecho. Ciertos pacientes lo describen como una sensación de presión o ardor en este sitio. Estos síntomas son causados con más frecuencia por otros problemas distintos al cáncer, tal como acidez (agruras), y por lo tanto rara vez son vistos como un signo de que una persona tiene esta enfermedad.

Puede presentarse dolor al tragar cuando la afectación es lo suficientemente grande como para limitar el paso de alimentos a través del esófago. El dolor se puede sentir algunos segundos después de tragar, conforme el alimento o el líquido alcanzan el tumor y se tiene dificultad para pasarlo por el esófago.

Pérdida de peso

Alrededor de la mitad de los pacientes con cáncer de esófago presenta una pérdida de peso que no es intencional. Esto ocurre debido a que los problemas al tragar impiden que el paciente se alimente lo suficiente como para mantener su peso. Otros factores incluyen una disminución del apetito y un aumento en el metabolismo debido a la enfermedad.

Otros síntomas

Otros posibles síntomas de este padecimiento pueden incluir:

  • Ronquera.
  • Tos crónica.
  • Hipo.
  • Pulmonía.
  • Dolor en los huesos.
  • Sangrado en el esófago. Esta sangre entonces pasa a través del tracto digestivo, lo que puede causar que la excreta se torne negra. Con el tiempo, esta pérdida de sangre puede causar anemia (bajos niveles de glóbulos rojos), lo que puede causar que una persona se sienta cansada.

Tener uno o más de los síntomas que se presentaron anteriormente no significa que usted tiene esta enfermedad. De hecho, es más probable que muchos de estos síntomas sean causados por otras afecciones. No obstante, si tiene cualquiera de éstos, especialmente dificultad al tragar, es importante que un médico le examine para que se pueda determinar la causa y recibir tratamiento de ser necesario.

Fuente: Sociedad Americana Contra el Cáncer

http://www.cancer.org/espanol/cancer/cancerdeesofago/guiadetallada/cancer-de-esofago-early-diagnosis

Fecha de actualizacion: 26/Julio/2013


Califica este contenido
¿Te pareció útil este contenido?

Testimonio

Andrés Medina Ortíz
Tengo 9 años con enfermedades...
Todas las enfermedades me han enseñado algo... pero el cáncer me hizo más humano y más humilde. Leer más

Noticias

Tratamiento oportuno para reflujo reduce riesgo de cáncer esofágico
"Las complicaciones al no tratar este problema se deben a que el esófago tiene una mucosa que no está capacitada para soportar el ácido estomacal, cuando hay presencia constante de ácido en el esófago hay pérdida de tejido y puede darse lesiones de tipo canceroso". Leer más

¿Sabías que?

Un estilo de vida saludable previene las recaídas y mejora las posibilidades de curación después del tratamiento.