Tipos de Cáncer > Cáncer de Esófago > ¿Puede prevenirse el cáncer de esófago?

No es posible prevenir todos los cánceres de esófago, pero el riesgo de padecer esta enfermedad se puede reducir significativamente al evitar ciertos factores de riesgo.

Evitar el consumo de tabaco y alcohol

En Estados Unidos, los factores de riesgo asociados con el estilo de vida más importantes para el cáncer de esófago son el consumo de tabaco y de alcohol. Cada uno de estos factores por sí solos aumentan el riesgo de cáncer de esófago y el riesgo es aún mayor si estos factores están combinados. Evitar el consumo de tabaco y alcohol es una de las mejores maneras de limitar su riesgo de cáncer de esófago.

Alimentación y peso corporal

También es importante consumir alimentos sanos y mantener un peso saludable. Una dieta con un alto consumo de frutas y verduras pudiera ayudar a proteger contra el cáncer de esófago. La obesidad se ha asociado con el cáncer de esófago, particularmente con el tipo de adenocarcinoma. Por lo tanto, la conservación de un peso saludable también pudiera ayudar a limitar el riesgo de padecer esta enfermedad.

Tratamiento del reflujo o esófago de Barrett

El tratamiento del reflujo puede ayudar a prevenir el esófago de Barrett y el cáncer de esófago. A menudo, el reflujo se trata con medicamentos llamados inhibidores de la bomba de protones (PPIs). La cirugía también podría ser una opción para tratar el reflujo.

A las personas que tienen un mayor riesgo de cáncer de esófago, como aquellas con esófago de Barrett, a menudo sus médicos les dan un seguimiento minucioso para determinar si hay signos de que las células que recubren el esófago se han vuelto más anormales. Si se descubre displasia (una afección precancerosa), el médico puede recomendar tratamientos para prevenir el progreso del cáncer de esófago.

Para las personas que tienen esófago de Barrett, el tratamiento con una alta dosis de PPI puede reducir el riesgo de desarrollar cambios celulares (displasia) que pueden convertirse en cáncer. Consulte con su médico, si padece acidez estomacal crónica (o reflujo), ya que el tratamiento a menudo puede aliviar los síntomas y podría prevenir problemas futuros.

Algunos estudios han encontrado que el riesgo de cáncer de esófago es menor en aquellas personas con esófago de Barrett que toman aspirina u otros antiinflamatorios no esteroides (NSAID, nonsteroidal anti-inflammatory drugs), como el ibuprofeno. Sin embargo, tomar a diario estos medicamentos puede causar problemas, tal como daño renal y sangrado en el estómago. Por este motivo, la mayoría de los médicos no recomienda que las personas tomen dichos medicamentos para tratar de prevenir el cáncer. Si está considerando tomar algún medicamento regularmente, usted primero debe consultar con su médico para conocer los riesgos y los beneficios potenciales.

Algunos estudios también han encontrado un menor riesgo de cáncer de esófago en personas con esófago de Barrett que toman medicamentos llamados estatinas, los cuales se usan para tratar el alto nivel de colesterol. Aunque tomar uno de estos medicamentos podría ayudar a algunos pacientes a reducir el riesgo de cáncer de esófago, los médicos no recomiendan tomarlos solo para prevenir el cáncer, ya que pueden causar efectos secundarios graves.

Fuente: Sociedad americana Contra el Cáncer http://www.cancer.org/espanol/cancer/cancerdeesofago/guiadetallada/cancer-de-esofago-causes-prevention

Fecha de actualización: 30/Marzo/2015


Califica este contenido
¿Te pareció útil este contenido?

Testimonio

María del Carmen Vargas
Gracias
Tengo 2 años que me detectaron cáncer de seno con un tumor de 11 cm. todo mi tratamiento lo pase prácticamente sola... Leer más

Noticias

Senado aprueba creación del Registro Nacional de Cáncer
* Se incluirá información de curación y supervivencia así como la fuente de información utilizada para cada modalidad de diagnóstico y tratamiento Leer más

¿Sabías que?

Un estilo de vida saludable previene las recaídas y mejora las posibilidades de curación después del tratamiento.