Emociones y Cáncer > Sexualidad > Los tratamientos y las disfunciones sexuales que producen

Los problemas sexuales más comunes que experimentan los pacientes oncológicos son la pérdida del deseo sexual, la disfunción eréctil en los hombres y dolor durante el coito en las mujeres.

Los hombres también pueden verse afectados por la incapacidad de eyacular, eyaculación retrógrada a la vejiga o imposibilidad de alcanzar un orgasmo. Las mujeres pueden sufrir cambios en la sensibilidad de sus órgano s sexuales por dolor, falta de sensibilidad y adormecimiento.

A diferencia de otros efectos secundarios físicos del tratamiento de la enfermedad, es posible que los problemas sexuales no se solucionen en los primeros dos años, por lo que pueden interferir con el regreso a una vida normal; sin embargo, existen diferentes alternativas para llevar una vida sexual plena durante este periodo.

Como ya se mencionó anteriormente, existen diferentes factores que contribuyen a la pérdida del funcionamiento sexual por los efectos del tratamiento, la fatiga y el dolor. La cirugía, la quimioterapia y la radioterapia pueden tener un impacto físico directo en la función sexual. Otros factores que pueden contribuir son los medicamentos contra el dolor, la depresión, los sentimientos de culpabilidad por el origen de la enfermedad, los mitos, el miedo y toda una serie de creencias alrededor de este tema. Los cambios en la imagen corporal después de la cirugía y el estrés originado por las relaciones personales tienen un impacto emocional sobre el paciente y su pareja.

A continuación se presenta una lista de diferentes factores que repercuten en la sexualidad del paciente, derivados del tratamiento oncológico:

Tipo de Tratamiento: Cirugía .
Tipo de Cirugía : Mastectomía parcial o total.
Tipo de Cáncer : Mama.
Tipo de Disfunción Sexual: Falta de interés sexual relacionado a la afectación de la imagen de la paciente, lo que repercute en su autoestima.
Tipo de Tratamiento: Cirugía .
Tipo de Cirugía : Prostactectomía radical o extirpación completa de la próstata.
Tipo de Cáncer : Próstata .
Tipo de Disfunción Sexual: Disfunciones eréctiles y eyaculatorias debido a que la cirugía afecta los nervios que hacen que los vasos sanguíneos se abran para dejar entrar la sangre al pene; esto evita la oxigenación adecuada del tejido, originando una cicatriz que obstruye la función eréctil.
Tipo de Tratamiento: Cirugía .
Tipo de Cirugía : Cirugía para extirpar la vejiga, el colon o el recto.
Tipo de Cáncer : Colorrectal.
Tipo de Disfunción Sexual: Problemas con la erección, eyaculación y orgasmo, debido al corte de los nervios durante el prodedimiento.
Tipo de Tratamiento: Cirugía .
Tipo de Cirugía : Cirugía para extirpar el útero , los ovarios o la vejiga.
Tipo de Cáncer : Tumor es dentro de la pelvis.
Tipo de Disfunción Sexual: Dolor, vaginismo y disminución del deseo.
Tipo de Tratamiento: Rad ioterapia .
Tipo de Cáncer : Todos en los que sea administrada.
Tipo de Disfunción Sexual: Pérdida del apetito sexual relacionada a los efectos secundarios que genera este tratamiento. Formación de tejido cicatricial en la pelvis y sequedad vaginal, lo que puede provocar dolor en el coito. En los hombres, problemas de erección probablemente por lesión en los nervios, disminución del abastecimiento sanguíneo al pene o disminución de testosterona.
Tipo de Tratamiento: Quimioterapia .
Tipo de Cáncer : Todos en los que sea administrada la quimioterapia.
Tipo de Disfunción Sexual: Pérdida del apetito sexual, reducción en la frecuencia de las relaciones sexuales relacionada con la afectación de la autoimagen. En mujeres, sequedad vaginal, dolor en el coito y dificultad para tener un orgasmo. En hombres, disfunción eréctil, pérdida del deseo generalmente por fatiga y/o depresión.
Tipo de Tratamiento: Tratamiento hormonal.
Tipo de Cáncer : Cáncer de próstata.
Tipo de Disfunción Sexual: Disminución de los niveles normales de hormonas. Disminución del deseo sexual, disfunción eréctil y problemas para lograr un orgasmo.
Tipo de Tratamiento: Amputación de extremidades.
Tipo de Cáncer : Osteosarcoma, cáncer de piel y partes blandas.
Tipo de Disfunción Sexual: Disminución del deseo sexual, dolor, vaginismo, anorgasmia, disfunción eréctil. Debido a la afectación de la autoestima, la autoimagen y el miedo al rechazo.

Los diferentes tratamientos, por lo general afectan el deseo y la respuesta sexuales, a continuación se enlistan algunas formas:

Falta de deseo: algunos hombres y mujeres a menudo pierden interés en la actividad sexual durante el tratamiento, al menos por algún tiempo. Al comienzo, la preocupación por sobrevivir es tan grande que puede que el sexo deje de ser importante. Cuando las personas están bajo tratamiento, la pérdida del deseo puede ser a causa de preocupación, depresión, náuseas, dolor o cansancio o los tratamientos que alteran el equilibrio normal en los niveles hormonales. Si existe algún conflicto en la relación, podría resultar en que una o ambas partes de la pareja pierdan interés por el sexo. Cualquier emoción o pensamiento que evite que usted sienta excitación también puede interferir con el deseo sexual. Muchas personas se preocupan de que su pareja se inhiba por los cambios que ocurren en su cuerpo o por la enfermedad, estas preocupaciones también pueden afectarle.

Dolor: durante la penetración, el dolor es el problema más común entre las mujeres. A menudo se relaciona con cambios en los tejidos vaginales o con el tamaño de la vagina y la resequedad en ésta, estos cambios pueden ocurrir tras la cirugía pélvica, la radioterapia, la menopausia o el tratamiento que ha afectado las hormonas femeninas. Algunas veces, el dolor origina un problema conocido como vaginismo. Cuando una mujer presenta vaginismo, los músculos alrededor de la abertura vaginal se tensan de manera involuntaria, lo que dificulta la penetración; esta disfunción puede ser tratada con terapia y algunas técnicas especiales.

Menopausia prematura: otra manera en que el tratamiento puede afectar la vida sexual de las mujeres es cuando provoca la menopausia antes de lo esperado, a esto se le conoce como menopausia prematura. Los síntomas son más abruptos e intensos que los cambios lentos que se dan cuando es ocasionada de manera natural. Cuando los ovarios de una mujer son extraídos como parte del tratamiento quirúrgico, o cuando dejan de funcionar debido a la quimioterapia o por radiación al área de la pelvis, la pérdida de estrógeno puede causar acaloramientos y atrofia vaginal (una afección en la que la vagina se estrecha y reseca). Algunas mujeres pueden someterse a una restitución hormonal para aliviar estos problemas.

Orgasmo : por lo general, los pacientes pueden tenerlos, salvo que el tratamiento haya dañado la médula espinal causando insensibilidad de la región de los órgano s sexuales, pero incluso habiendo daño en la médula espinal, existe evidencia de que es posible lograrlos. A veces, problemas como el dolor durante el coito pueden interferir para que una mujer logre el orgasmo, en la mayoría de los casos, se requiere intentar distintas posiciones o diferentes tipos de caricias, podría ser que también necesite práctica en lograrlo por sí misma antes de retomar la actividad sexual con su pareja.

Existen algunos ejercicios que usted puede hacer para retomar su vida sexual, si necesita ayuda llame al servicio de APOYO EMOCIONAL de INFOCÁNCER marcando el 01 800 22 62 371, donde un psicooncólogo le atenderá de lunes a viernes de 9 de la mañana a 5 de la tarde.

Fuente: Sociedad Americana Contra el Cáncer ,

http://www.cancer.org/acs/groups/cid/documents/webcontent/002911-pdf.pdf

Fecha de actualización: 27/Octubre/2015


Califica este contenido
¿Te pareció útil este contenido?

Testimonio

María del Carmen Vargas
Gracias
Tengo 2 años que me detectaron cáncer de seno con un tumor de 11 cm. todo mi tratamiento lo pase prácticamente sola... Leer más

Noticias

Dermatólogos urgen alentar el uso de bloqueador solar ante incremento de radiación
Lo que la gente debe recordar es que el daño se acumula, advierte y que al final, aquellas ampollas de las quemaduras solares de la juventud... Leer más

¿Sabías que?

Algunos cambios en el estilo de vida pueden disminuir los efectos secundarios; reducir el riesgo de cánceres secundarios y mejorar la tolerancia a los tratamientos y otros aspectos relacionados con la calidad de vida.